Imprimir

Elección de arneses

La elección del arnés, esta determinada por la actividad que vayamos a realizar con el.

Podemos clasificar las actividades en varios grupos y destacar sus características principales

 

Iniciación a la escalada, grupos y rocódromos:

Alta resistencia al desgaste por roce (correas anchas), ajuste rápido, seguro y polivalente (hebillas rápidas y ajuste con mucha amplitud)

Encordamiento simple y resistente al desgaste (un solo punto de encordamiento reforzado)

Poca distribuición de peso y sin acolchado (no están diseñados para soportar caídas frecuentes o colgarse de ellos)

Ausencia o pocos portamateriales (diseñados para actividades donde se necesita poco o nada de material)

 

Escalada deportiva:

Resistencia a las caídas y ajuste seguro y eficaz (hebillas de precisión y rápidas)

Distribuición de peso y acolchado óptimo (diseñado para soportar grandes caídas y frecuentes)

Encordamiento doble más seguro y para una buena distribuición de pesos, además del anillo para asegurar

Múltiples anillos portamateriales (diseñados para actividades que necesitan mucho material)

 

Escalada de todo tipo y alpinismo:

Tienen un acolchado amplio y muy cómodo (concebidos para colgarse de ellos frecuentemente y recibir numerosas caídas)

Zonas reforzadas para soportar el desgaste por roces y caídas.

Disponen de un ajuste muy amplio (para poder ser utilizados con pantalones y sobrepantalones)

Dotados de múltiples anillos portamateriales y enganches para mosquetones de "extensión" (concebidos para actividades que requieren mucho material)

Encordamiento doble más seguro y para una buena distribuición de pesos, además del anillo para asegurar

Resistencia a las numerosas caídas, a fuertes caídas y al desgaste por roce.

 

Alpinismo ligero y esquí de travesía:

Priman la ligereza, reduciendo acolchados, resistencia al desgaste y caídas y volumen de cintas (no diseñados para soportar caídas frecuentes ni desgaste por roces)

Los cintas suelen ser muy finas y en ocasiones trasnpirables.

Son arneses que no son recomendables para escalada deportiva ni otros tipos de escalada, son una medida mínima de seguridad, no concebida para fuertes caídas ni frecuentes y su desgaste por roce o uso es muy rápido.

 

Barrancos y Espeleología:

Prima la resistencia al desgaste por roce y por suciedad / humedad.

Correas muy anchas, sin acolchados, con ajustes rápidos y muy fiables.

Poca distribuición de pesos y único punto de encordamiento paralelo al cuerpo para facilitar las maniobras con elementos de frenado y progresión específicos de estas actividades. (no concebidos para soportar caídas)

Frecuentemente disponen de una "culera" para proteger tanto el arnés como el pantalón o neopreno de arrastrarse o sentarse por el suelo.

Pocos anillos portamaterial (no ideados para actividades que requieren mucho material)

 

Trabajos verticales:

Prima el ajuste y la comodidad, tienen acolchados y cintas muy anchas, para una comodidad máxima (concebidos para colgarse mucho tiempo de ellos)

Máxima resistencia al desgaste por roce y por suciedad, incluso a ciertos productos químicos (comunes en los trabajos verticales)

Ajustes rápidos, muy seguros y fiables y con amplitud de ajuste, para una máxima comodidad.

Son frecuentemente arneses integrales, combinados o más altos que los normales, para proteger el cuerpo en caso de una caída en cualquier posición

Frecuentemente tienen distintos puntos de anclajes, muy reforzados y seguros (principalmente parte anterior de la cadera y parte alta de la espalda)

Su relativo inconveniente es el peso bastante superior al resto de arneses.